Cortinas de cristal

Cortinas de cristal

Los sistemas corredero-batientes (CORTINAS DE CRISTAL) encuentran aplicación en los ámbitos más diversos, desde jardines de invierno, balcones, terrazas y galerías comerciales. Las cortinas de cristal que comercializamos son un sistema de alta calidad que crea un agradable bienestar, al mismo tiempo que incrementa el valor de sus propiedades inmobiliarias.

CORTINAS DE CRISTAL

Se trata de un sistema de acristalamiento vertical transparente y muy liguero a la vista, prácticamente imperceptible, al no llevar perfilería vertical. Su belleza estética radica precisamente en esto, siendo indiscutible.

Su desplazamiento natural es el de corredera pero, al llegar a uno de los extremos, las distintas hojas de cristal se pliegan como un acordeón, es decir, se giran de forma batiente y se apilan unas hojas contra otras, reduciendo todo el cerramiento a la mínima expresión.

Sus principales ventajas, además del aislamiento acústico y térmico, es que no produce ningún impacto visual negativo, manteniendo prácticamente intactas las vistas y, por otro lado, transforma la terraza en una zona abierta o cerrada, en un segundo y sin esfuerzo.

El sistema es adaptable a cualquier arquitectura, con una integración perfecta. Además alarga la vida del inmueble protegiendo sus estructuras y elementos.  De hecho, no solo protege el inmueble sino que contribuye a aumentar el valor de las propiedades inmobiliarias.

Recuerde que se trata de un cerramiento innovador que permite acondicionar su balcón, terraza o porche de las inclemencias del tiempo, pero sin romper la estética. Además reduce gastos de climatización y reduce ruidos. Es de muy fácil instalación ya que solo son necesarios añadir perfiles superiores e inferiores. Tiene un fácil manejo y limpieza.

Cortinas de cristal
Ventajas de las Cortinas de Cristal

• La instalación no tiene apenas obra, y se realiza de forma limpia. La única condición para poder instalarla es que la terraza o zona a acristalar tenga techo, a fin de poder fijar el carril superior.

• Su limpieza es cómoda y segura, puesto que las dos caras del cristal se limpian desde el interior, sin exposición alguna.

• Este sistema de acristalamientos no necesita mantenimiento.

• No es necesario cerrar completamente, puesto que sólo podríamos cerrar la zona necesaria dependiendo de la dirección del viento y de la lluvia. Y, por supuesto, también se puede cerrar por completo de forma hermética.

• No reducen la visión desde la terraza, solárium, porche, o zona en la se encuentran instaladas.

• Están diseñadas para un uso inequívocamente seguro.

• Permiten el uso y disfrute de la zona exterior durante los 365 días del año.

Cortinas de cristal

¿Necesita que estudiemos su caso concreto para que pueda decidir que acristalamiento es el que más le conviene a su terraza?